Wednesday, April 26, 2017

Viven en barrio El Ceibo de dicha localidad y hablaron con Diario21.tv donde relataron que la actual intendenta quiere desalojarlos y piden al vicegobernador que cumpla su promesa de campaña y permitirles vivir en el terreno que les dio en palabra.

Unas diez familias relataron el drama que están viviendo en Campo Largo. Durante su campaña electoral, Daniel Capitanich actual vicegobernador y ex intendente de la localidad en cuestión, les dijo a las familias que se instalen en un terreno y que si pueden mantenerlo y lotearlo podían vivir allí. Hoy, la actual intendenta quiere desalojarlos y las familias piden que Capitanich cumpla con sus promesas.  

 

Las familias están loteando los terrenos del asentamiento hace unos tres años y relataron a Diario21.tv: “Dani Capitanich nos había dicho que el que pueda hacerse cargo del terreno –que en ese entonces era un monte-que no estaba en condiciones de ser habitado, que vaya y que lo solicite al terreno y que cada uno se haga cargo y que limpie, que lo cuide y que lo mantenga”, según fueron las palabras del vicegobernador en campaña electoral, aseguraron las familias. Las familias relataron que ellos cada tanto podían invertir un poco de su dinero en el terreno ya que sus ingresos fijos provenían de las asignaciones que percibían, por lo tanto, los avances en la tierra no eran importantes. En un momento, las familias fueron atendidas por la jefa comunal a quienes les dijeron que tenían un dinero invertido en el lugar, “la intendenta nos preguntó, cuál es la fortuna que invirtieron y yo le dije que para mí 12 mil pesos es una fortuna en mi realidad”.

 

Paola Pineiro, una de las madres contó a Diario21.tv que ella está peleando porque no la desalojen de un pequeño terreno de tres por tres metros en donde está tratando de construir algo para que puedan tener sus hijos. “Es una piecita, sin baño, sin aljibe, sin nada de nada”, expresó e informó que “durante la semana, la intendenta mandó policías para derribar lo que teníamos”.

 

Pineiro además contó que el albañil que está ayudándola a edificar su casa le recomendó que deje de invertir dinero ya que desde Municipio dieron la orden de tirar lo que habían construido en el lugar.

 

“Nosotros no tenemos papeles, tenemos la palabra de Daniel Capitanich´”, relataron las familias que aseguraron que no se irán del allí. “no tenemos otro lugar donde estar. Yo no tengo otro lugar. Estoy en la casa de mi hermano, tiro un colchón en el piso donde dormimos con mis hijos juntos. No me van a sacar de este lugar que estoy construyendo para ellos”.

 

DIARIO 21.-

Valora este artículo
(0 votos)
Visto 393 veces