El concejal Rodrigo Ocampo rechazó la visita al Chaco del subsecretario de Juventur Pedro Robledo, y dijo que el “cónclave” que celebró con el Gobernador no sólo molesta al peronismo sino a todos los jóvenes.

El gobernador Domingo Peppo recibió este martes al subsecretario de Juventud de la Nación: Pedro Robledo, con el objeto de articular acciones para la implementación en el ámbito provincial de distintos programas nacionales.

“La juventud es una franja etaria fundamental en las políticas públicas del Chaco, y en ese marco promovemos distintas iniciativas para la terminalidad educativa, propuestas de formación y acceso al empleo, entre otras acciones”, destacó Peppo.

Por su parte, Robledo destacó el dialogo con el Gobernador y la importancia de seguir articulando acciones conjuntas para beneficio de la juventud chaqueña. Indicó además que la deserción escolar no es un problema exclusivamente argentino, sino de toda la región, y añadió que el desafío de la presente gestión es “hacer que los jóvenes vean en la escuela la posibilidad de acceder a una mejor vida”.

De la reunión participó también el subsecretario de Juventud del Chaco: Marcos Vignau, quien destacó la decisión del Gobernador de abrir nuevos espacios para los jóvenes y plantear a la juventud como eje trasversal de gestión, con el aporte de todos los Ministerios.

La reunión del funcionario nacional con el Peppo no fue del agrado del jefe de La Cámpora en el Chaco: Rodrigo Ocampo, concejal de Resistencia, que consideró que “este tipo de reuniones caen mal en el peronismo”.

Para él, se trató de “un nuevo tour del PRO a la provincia; una visita marketinera”, y explicó que “se trata de una visita fugaz en la que realizó apenas un par de anuncios que ya los había hecho en otro momento”.  Y que “se va sin haber dejado ningún aporte en materia de inclusión laboral, educativa o en salud, para los jóvenes del Chaco”, cuestionó. Y acusó a Robledo de haber echado a 130 empleados de la Subsecretaría de Juventud incorporados durante el kirchnerismo “para que ingresaran militantes del PRO”.

“Estas visitas no solamente caen mal hacia adentro del peronismo, sino también caen mal en el conjunto de jóvenes que aún esperan respuestas, entre otras, para mejorar la calidad de vida, tanto en el acceso a la educación, salud y empleo”.

HDP NOTICIAS.-

Compartir