La semana pasada fue de público conocimiento una situación de desalojo en la localidad. El viernes al mediodía, con un importante operativo policial, se cumplía el primer plazo establecido para la entrega de la propiedad o el desalojo. Vivencias estuve presente y permitió a las partes que expresen sus posiciones. Además en el lugar estaba la Unidad de Protección Integral (UPI) con quién también se hablo del tema.

A continuación los testimonios:

Compartir