Connect with us

CHACO

Estaciones de servicio actualizan sistemas para vender combustibles a más de $100

Miguel De Paoli recuerda que en 2014 se produjo un escenario similar, cuando los valores pasaron de uno a dos dígitos. “La expectativa es cuál petrolera cruza primero la barrera de 100 pesos en la nafta Premium”, señaló.  

La aceleración de precios, y las remarcaciones que se reiteran desde finales del 2020 en el mercado interno de combustibles, acercan cada vez más el horizonte de los tres dígitos en los valores del litro de nafta en el país. De hecho, en el Chaco el último aumento de los primeros días de este mes dejó a la nafta Premium más cara en $92,31, mientras que en YPF cuesta $90,50.

En esa línea, se estima que en marzo próximo los valores en algunos puntos del país podrán superar los $99,99. Por eso hace tiempo ya que técnicos trabajan en las expendedoras de combustibles para actualizar los sistemas y dispositivos para exhibir y registrar los precios a más de 100 pesos.

El martes, un comunicado de la petrolera Axion sobre este tema se hizo viral. “Es posible que el precio de alguno de los combustibles supere los dos dígitos próximamente, pasando a valer más de $100 por litro”, consignaba el texto, que además explicaba a los operadores de la petrolera la necesidad de “realizar correcciones en la posición de la coma decimal en los carteles de precios, surtidores, controladores y sistemas de facturación, ajustando el precio a tres dígitos enteros y un decimal en todos aquellos sistemas que no permitan la exhibición de más de 4 dígitos en total”.

Según se explica en el portal especializado del sector, Surtidores, los aparatos disponen de cuatro dígitos -actualmente dos para los enteros y dos para los decimales- y cuando el valor del litro traspase el escalón de la centena, quedará con uno solo después de la coma. En cuanto a los carteles exhibidores, hay algunos que no presentan mayores inconvenientes para la actualización y sólo es cuestión de seguir los pasos de un instructivo enviado por las empresas.

Para Miguel De Paoli, referente del mercado chaqueño de combustibles, a partir de marzo la cuestión será qué petrolera supera la barrera de los 100 pesos por litro, aunque está claro que será la nafta premium el primer producto en registrar en pizarra esos valores de tres dígitos.

“En marzo se actualizan los valores de los biocombustibles”, recordó en diálogo con NORTE. Sin embargo, estimó que no serán las provincias del Norte argentino las primeras que lleguen a tres dígitos, teniendo en cuenta que en la costa argentina hay en este momento valores de $97 por litro.

“Imagino que ninguna quiere llevarse el ‘mérito’ de ser la primera en colocar valores de más de 100 pesos”, resaltó, y completó: “Lo importante no es llegar primero, si no saber llegar”.

 

En 2014, cuando el precio saltó a $10

Acerca de las cuestiones meramente técnicas en las estaciones de servicio, para actualizar surtidores y pizarras, De Paoli recordó que en 2014 se presentó para el sector “el primer dilema, que fue pasar de un dígito a dos”, cuando el valor del combustible alcanzó los $10. “Hubo una respuesta técnica para resolver la cuestión”, indicó.

En ese sentido, explicó que “casi todas las tecnologías de los surtidores son software americano que maneja un solo dígito, entonces tres dígitos ya les parece ciencia ficción”, recordando que el combustible “alguna vez valió más de cuatro dígitos, en la época de la hiperinflación en Argentina”.

Además, el empresario comentó que las actualizaciones técnicas tendrán un costo económico para las estaciones de servicios. “Hace dos meses los técnicos ya están trabajando en otras regiones con mayor intensidad que acá”, reveló.

 

Lo importante no es llegar primero, si no saber llegar. Imagino que ninguna petrolera quiere llevarse el ‘mérito’ de ser la primera en colocar 3 dígitos.

 

 

Más brecha entre Premium y Súper

“Estamos viendo que hubo una ampliación de la brecha entre las naftas Premium y los otros combustibles en todas las marcas, por una cuestión de marketing. Antes era de un 2% y ahora es del 12%”, contrastó Miguel De Paoli. “Eso nos da la pauta de que los tres dígitos vendrán primero por el lado de las naftas Premium”, agregó, recordando que son las naftas Súper las que registran mayor demanda (en volumen).

 

Regiones

Las diferencias de precios de los combustibles entre regiones harán que en algunos lugares del país la llegada a esos tres dígitos sea antes que en el resto. Por caso, De Paoli dio cuenta de los valores en Posadas, Misiones, donde el litro de nafta Premium de Shell cuesta $88,50, mientras que en Buenos Aires vale sólo 1,50 pesos menos; en Resistencia casi cuatro pesos más ($92,31) y en la costa atlántica argentina sale casi diez pesos más ($97).

Las razones de esas brechas de precios entre regiones, además de la incidencia de los costos logísticos, se explica por los lugares hacia donde “se desplaza el mayor consumo de los productos”, según la visión del empresario chaqueño.

“Van dando estas pautas de precios en función de cómo vengan las demandas. Hay sectores que pueden manejarse en esos números sin mayores respuestas negativas por parte del volumen despachado”, trazó, dando cuenta así de “cuestiones de competencia” entre las petroleras en cada ciudad, mirando siempre el posicionamiento de YPF que tiene el 60% del mercado argentino de combustibles.

 

El valor del petróleo también presiona

 

El precio internacional del barril de petróleo Brent (de referencia para Argentina) oscila los 60,5 dólares. Con este valor, llegó a niveles más altos antes de la irrupción de la pandemia a nivel mundial. En febrero del 2020, el costo era de 59,7 dólares.

Según el portal Surtidores , si bien esta es una buena noticia para las petroleras, ya que les venden el crudo a las refinerías al precio de referencia (Brent), el hecho de que los valores de combustibles líquidos al usuario final no acompañen esta inercia, genera desequilibrios.

El consultor Daniel Gerold opina: “Hoy el atraso está en torno al 15 por ciento respecto a la consideración de los valores actuales del precio del Brent y el de los combustibles de los mercados externos”.

Y señala: “Si quieren (los funcionarios del Gobierno) que haya inversiones deberían acompañar los movimientos del mercado, no se va a traer capital fresco a un país donde cuando sube el precio del petróleo el valor de los combustibles queda congelado”.

Para Gerold, de mantenerse esta tendencia de control de precios -sobre todo teniendo en cuenta que para las elecciones legislativas de octubre un aumento en las naftas sería visto como una medida antipática en la sociedad- podría empezar a verse faltante de producto. “Si se congelan los precios va a haber desabastecimiento”, advierte.

Consultado sobre la posibilidad de que el Gobierno aplique un subsidio a las refinerías sobre el crudo que compran (algo así como un “barril criollo” pero al revés), el especialista opina que sería un error. “Tiene sus consecuencias negativas: baja la inversión, eso genera menor producción y es ahí donde empieza el desabastecimiento”, indica.

“No creo que con el control de precios que se está aplicando y esta situación, se animen a venir capitales a invertir”, cierra Gerold.

DIARIO NORTE.-

(Visited 17 times, 1 visits today)
Advertisement Este es el ejemplo de un texto alternativo